Este sitio utiliza cookies. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. Para más información vea la política de cookies.

Cerrar

Fábulas, edición de lujo, volumen 5

Fabulas, edición de lujo 5

Nueva edición especial de Fábulas que incluye los números 34 a 45 de la serie regular americana.

Poca presentación podemos hacer a estas alturas de la serie de los cuentos de Bill Willingham para el sello Vertigo, más allá de la que hicimos al hablar del cuarto volumen de la edición de lujo. Para los que no la conozcan y quieran correr a por el primer volumen de esta edición de lujo (la que ahora mismo puede encontrarse en las tiendas gracias a ECC Ediciones), tres pinceladas muy breves: en primer lugar, que esta serie define muy bien lo que serían los personajes de los cuentos de toda la vida —inmortales, con personalidad concreta de acuerdo a su estatus de fábula— pero en una trama para adultos; segundo, que todos esos personajes han sido expulsados de sus lugares de origen, y de forma violenta además, por alguien conocido como el Adversario; tercero y último, que todas esas fábulas viven de forma anónima en un edificio camuflado mágicamente en la ciudad de Nueva York.

Los que ya sean habituales de la serie deben saber que en las librerías ya hay una nueva entrega de la edición de lujo que publica ECC Ediciones, la quinta, que recopila en tapa dura con sobrecubierta los arcos argumentales Tierras natales, Las mil y una noches (y sus días) y Sé ágil, Jack (este último se podía leer en la edición en rústica de Tierras natales de Planeta).

¿Y qué es lo espera a los lectores en cada uno de ellos? Por supuesto, si todavía no has leído ningún número de la serie o no has llegado hasta aquí, avisamos de que puede haber algún spoiler.

Sé ágil, Jack

FabulasLujo5Imagen2
Sé ágil, Jack es un pequeño arco argumental de dos números. Jack, el personaje narcisista y molesto por excelencia, dejó Villa Fábula para seguir su propio camino y tener de manera totalmente ególatra su propia serie (Jack de Fábulas), en la que es el único protagonista. En Sé ágil, Jack, el personaje termina en Hollywood y llega a crear su propia productora echándole morro y labia al asunto: será un personaje tocanarices, pero no deja de ser un oportunista con muchos recursos, aunque luego le salga mal la mayoría de las cosas. Estamos ante una divertida historia dibujada por David Hahn (como artista invitado) que se centra en el mundo del cine y donde, entre las correspondientes alusiones cinéfilas (el título en inglés, Jack be Nimble, es una famosa nana inglesa), destaca especialmente El Señor de los Anillos de Peter Jackson, ya que por aquel entonces habían pasado solo dos años desde el estreno de El retorno del rey y su acaparamiento de Oscars. Es a partir de esta historia cuando comenzó de verdad Jack de Fábulas, visto el éxito que tuvo el personaje en su momento.

Tierras Natales

FabulasLujo5Imagen1
Tierras Natales retoma el hilo de la trama principal de Fábulas para hacer que nuestras miras se centren en Chico de Azul, de quien nadie sabía nada tras su desaparición al término de La marcha de los soldados de madera, ni siquiera contándolo entre los caídos de la batalla que tuvo lugar en Villa Fábula. Chico de Azul busca venganza, pretende llegar hasta el Adversario de la manera más directa posible, y para ello se ha hecho con algunos objetos mágicos del almacén de Villa Fábula, como la espada vorpal de Lewis Carroll («¡Snicker-Snack!», suena la espada cuando se blande) o la capa de invisibilidad.

Fábulas alcanza con Tierras Natales una de las mayores cotas de expresividad en cuanto al apartado artístico se refiere, ya que el paseo de Chico de Azul por los mundos originales de las fábulas sirve para los lectores hagamos un recorrido por esos mágicos lugares, tan diferentes entre sí, llenos de color y que podrían ambientar cualquier libro infantil de cuentos (además, no dejan de aparecer elementos propios de la fantasía como dragones, hechizos, goblins y portales dimensionales que sirven para viajar de un reino a otro). En Tierras natales se nos presenta a otro de los personajes que acabará teniendo protagonismo en la serie: Mowgli, de El libro de la selva. Quizá la trama general se desarrolle de una manera algo acelerada, queriendo detenernos más en cada uno de los reinos por los que Chico de Azul hace estragos, pero es lo que hay. Por lo demás, es aquí donde conoceremos la identidad del Adversario, que es… (tranquilos, no lo pienso decir, ¡y que nadie lo diga o morirá entre estertores!).

Las mil y una noches (y sus días)

FabulasLujo5Imagen3
Habiendo explorando buena parte del folclore ruso y europeo, ¿qué ocurre con los cuentos de Oriente Medio? El arco argumental Las mil y una noches (y sus días), pese a ser uno de los más cortos de la serie, amplía el abanico de posibilidades y nos introduce de manera directa en los personajes de los cuentos de aquellas lejanas tierras pobladas por genios y otras criaturas. Pese a que el alcance del arco argumental es bastante limitado, al transcurrir la trama en Villa Fábula, el grupo de emisarios de Bagdad que llega al edificio sirve para ver ese choque de culturas que resulta en comentarios despectivos de todo tipo, como «edificio mugriento» (refiriéndose a Villa Fábula, claro), o clásicos como «perro infiel» (si no adoras a Alá, olvídate de hacer amigos) y «campesinos infestados de piojos». El problema llega cuando, aparte de la ausencia de Mowgli —quien no lo parece, pero domina un montón de lenguas, entre ellas el árabe— y las inevitables confusiones culturales que provoca, se da rienda suelta a los poderes de un d’jinn que el grupo traía consigo.

Y los d’jinn tienen mucho genio, porque además de ser pura magia, no distinguen entre el bien y el mal, y son de las criaturas más difíciles de controlar y destruir. Las mil y una noches (y sus días) nos cuenta qué ocurriría si se liberase una criatura como un d’jinn en el mundo moderno, aunque Bill Willingham, pese a lo apretado del calendario de la serie, podría haber desarrollado en mayor profundidad el encuentro de haber tenido un par de números más. De acuerdo, el arco no tiene la intención de profundizar en la cultura árabe de los cuentos ni en la mitología de aquellas tierras, sino en el choque cultural entre fábulas, y ahí sí que hay pleno acierto (por no mencionar lo delicioso del apartado visual, de nuevo a cargo de Mark Buckingham). Aun así, uno no deja de preguntarse cómo habría sido un arco argumental completo dirigido exclusivamente a mostrarnos lo que ocurre en el Bagdad de verdad, no el mágico y portentoso de las fábulas, sino aquel invadido por la guerra y la calamidad.

Recomendamos leer antes Las mil y una noches (y sus días) que 1001 noches de nieve (del cuarto tomo de la Edición de Lujo), debido a que este último transcurre posteriormente al primero aunque se hayan publicado desordenados. Pero si ya lo habéis leído al llegar aquí, tampoco es demasiado grave, no os preocupéis.

Sinopsis

Fábulas, libro 5

Imagina que todos los personajes de las historias más queridas fueran reales y vivieran entre nosotros, con sus poderes intactos. ¿Cómo sobrellevarían la vida en nuestra realidad mundana y sin magia?

La respuesta se encuentra en Fábulas, la aclamada versión que Bill Willingham ha hecho del venerable canon de los cuentos de hadas. De Blanca Nieves a Lobo Feroz, pasando por Ricitos de Oro o Chico de Azul, los personajes de los viejos cuentos renacen aquí como exiliados que viven camuflados mágicamente en la Villa Fábula de Nueva York.

Aclamados tanto por la crítica como por los lectores, estos clásicos modernos narrados en forma de cómic se recopilan por primera vez en una serie de preciosos tomos de tapa dura. Este quinto tomo de Fábulas: Edición de lujo recopila los arcos argumentales Sé ágil, Jack, Tierras Natales y Las mil y una noches (y sus días), y abarca los números del 34 al 45 de la premiada serie de Vertigo. Además incluye la introducción de Matthew Sturges, guionista y colaborador de Willingham, así como una sección especial de bocetos del dibujante Mark Buckingham.

Inicia sesión y deja un comentario