Este sitio utiliza cookies. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. Para más información vea la política de cookies.

Cerrar

X, vol. 1: Feroz, que viene el lobo

X, vol. 1: Feroz - Destacada

Se presenta el justiciero más sangriento de la editorial americana Dark Horse.

El universo de los cómics de superhéroes, como su propio nombre indica, siempre se ha caracterizado por narrar historias de personas con superpoderes, aunque también de gente dotada de capacidades especiales pero sin poderes reales, o de los llamados justicieros, tipos con habilidades concretas, normalmente enfocadas hacia la lucha, que les ayudan a combatir el crimen (o lo que ellos creen que es el crimen, que también puede ser).

En este último grupo es donde meteríamos al asesino X, un vengador a la antigua usanza que, hojas y pistola en mano, no tiene escrúpulos para cortar miembros, rebanar cabezas y, en general, dejarlo todo perdido de sangre allá por donde pasa. Salvo aviso de última hora, la intención de X parece buena, aunque sus métodos son de lo más bestia que hemos visto últimamente en un cómic, con tal de cumplir su tarea: limpiar Arcadia de una organización criminal cuya mayor pasión es comer salchichas fabricadas con grasa humana.

X
De X no sabemos nada, ni nombre ni profesión anterior (si es que la tenía) o a qué se debe su deseo de venganza, porque aparte de una purga justiciera, esto parece un ajuste de cuentas en toda regla. El tema está en que sus métodos no gustan a la poli, ya que es carnaza fresca para la prensa y tener a un loco con una espada que deja regueros de sangre a su paso no es lo que se dice un alarde de profesionalidad. Sea como fuere, X cuenta con entrenamiento, así que como todo vigilante que se precie (con la diferencia de Kick-Ass, al principio), X no es de los que desisten tan fácilmente, y menos cuando se trata de detener a un grupo criminal que come carne humana. Sin embargo, X recibe casi tanto como da.

Por otro lado tenemos algo que parece implícito en este tipo de historias de vigilantes: está la típica reportera joven —en este caso una bloguera— que dedica su tiempo a escribir posts anónimos denunciando los trapos sucios de Arcadia, la ciudad donde transcurre la serie. Pero un buen día se topa con X, a raíz de lo cual, y como buena informante que es, siente mucha curiosidad por la identidad del asesino, aunque eso le pueda ocasionar un problema gordo.

X, vol. 1: Feroz - Página
X: Feroz nos introduce de forma directa y sin ambages en las iras justicieras del vigilante más sanguinario de la editorial americana Dark Horse. Es cierto que tanto la historia como el concepto de personaje lo tenemos más que mascado, y aunque parece que los autores han querido ir un poco más allá, el resultado no deja de ser algo muy parecido a lo que ya hemos leído en otras ocasiones, y me refiero a historias de Daredevil, Batman o Spawn, por citar una serie de justicieros emblemáticos. Y más teniendo en cuenta que el villano principal parece una versión de Kingpin.

Tampoco creo que la idea fuese marcar una pauta en el género de los vigilantes, pero teniendo en el guión a Duane Swierczynski (Punisher, Cable, X-Force) y a Eric Nguyen a los lápices (Batman: Arkham Unhinged), lo cierto es que esperaba un poco más, quizá una mayor profundidad y algo más de personalidad del personaje principal, no así su descripción física (musculado, enmascarado, con una gran equis en su rostro, un solo ojo y un candado en el cuello para evitar que le quiten la máscara). Del apartado artístico no tengo ninguna queja, ya que cumple de sobra con la idea del cómic, y las escenas de acción tienen mucha expresividad. Pero echo de menos algún que otro escenario mejor elaborado.

X, vol. 1: Feroz - X y la bloguera
Narrativamente hablando, X: Feroz va al grano, eso lo tenemos más que claro leyendo el prólogo. No se anda con rodeos a la hora de mostrar violencia explícita, sin duda el mayor reclamo de la serie. Pero independientemente de esto, es un cómic fácil de seguir —demasiado fácil la mayoría del tiempo— y te deja con ganas de más porque en realidad es tan rápido que, cuando te das cuenta, el arco argumental se ha acabado y no parece haber tenido especial trascendencia más allá de las muestras de violencia y ganas de venganza de X. Lo cual puede ser algo positivo o negativo, según se mire.

Eso sí, X: Feroz no deja de ser una versión a lo bestia del cuento del lobo y los tres cerditos, un lobo con armas y más sanguinario que de costumbre, y unos cerditos que comen grasa humana y aquí no pasa nada. Está claro que el personaje ha gustado, o de lo contrario no se habrían publicado más de veinte números en inglés.

Sinopsis

X, vol. 1: Feroz

El vigilante enmascarado conocido como «X» administra justicia sin clemencia a los criminales que gobiernan la decadente ciudad de Arcadia. Cuando la bloguera sensacionalista Leigh Ferguson husmea en el callejón equivocado, se da de bruces con la sangrienta guerra de X contra un poderoso criminal.

Inicia sesión y deja un comentario