Este sitio utiliza cookies. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso. Para más información vea la política de cookies.

Cerrar

La bomba número seis y otros relatos, de Paolo Bacigalupi

Paolo Bacigalupi ha tenido una trayectoria meteórica en España. La arriesgada apuesta de lanzar La chica mecánica por parte de Plaza & Janés en 2011 fue todo un soplo de aire fresco para los seguidores de la ciencia ficción más actual en castellano. La novela ha cosechado alabanzas y críticas a partes iguales entre los lectores españoles, pero eso no le ha impedido llegar hasta una tercera edición y permitir a la editorial publicar El cementerio de barcos, novela juvenil que inicia una serie en la que el autor todavía está trabajando.

La bomba número seis y otros relatos, ganadora del premio Locus 2009 a la mejor antología, es una recopilación de los relatos del autor aparecidos antes del lanzamiento de La chica mecánica. Bacigalupi lleva escribiéndolos desde 1999, cuando publicó Un bolsillo lleno de dharma, que abre la antología. Dos de los relatos del libro, El fabricante de calorías y Tarjeta Amarilla, tienen lugar en el mismo mundo que la primera novela del escritor, motivo por el que tal vez cabría pensar que La bomba número seis y otros relatos es poco más que el terreno sobre el que Bacigalupi dejó madurar las ideas para su primera novela. Nada más lejos de la realidad: la antología reúne once historias que merecen contarse entre los mejores relatos de ciencia ficción de los últimos años.

Los relatos vienen ordenados cronológicamente según su fecha de publicación en revistas especializadas. El primero de ellos, Un bolsillo lleno de dharma, transcurre en la ciudad china de Chengdu, lugar donde un vagabundo acaba en posesión de un cubo de datos con la conciencia digitalizada de alguien muy importante, y es utilizado como mensajero aprovechando su condición social. Ya desde el principio se aprecian en Bacigalupi los rasgos que desarrollará en obras posteriores: un gusto por los lugares exóticos, las diferencias entre clases y el estilo recargado lleno de términos extranjeros que consiguen transportar al lector directamente a otras culturas.

El fabricante de calorías y Tarjeta Amarilla nos devuelven al mundo futuro con que el autor encandiló a buena parte de los aficionados a la ciencia ficción, en el que las grandes compañías se han hecho con el control de las semillas transgénicas, principal fuente de alimentos del planeta. En el primer relato Lalji, un indio nativo, tendrá que navegar por el Mississippi en busca del fabricante de calorías que puede ser la clave para recuperar el secreto de la agricultura y acabar con el monopolio económico. Por su parte, el segundo relato nos presenta a Tranh, un tarjeta amarilla que ha perdido su empresa y su posición social y ahora vaga entre la depresión y el alcohol hasta que se encuentra con Ma, un antiguo empleado al que había despedido. En estas dos historias, Bacigalupi siembra el mundo, las ideas y hasta los personajes —Tranh aparece con otro nombre en La chica mecánica— de su gran debut literario.

La bomba número seis nos presenta a Travis Álvarez, un empleado de mantenimiento de bombas de aguas residuales que vive en una Nueva York en que la inteligencia media de sus habitantes se ha reducido sustancialmente. Una de estas bombas —la número seis— falla, y Travis tendrá que ingeniárselas para buscar repuestos en un mundo donde ya no existe compañía que los suministre y donde los ingenieros capaces de crearlos brillan por su ausencia. Un burla a la condición humana que sienta muy bien a una colección en la que predomina la desesperanza.

Drabblecast 261: People of Sand and Slag

Portada de Drabblecast 261, que incluye una lectura de Seres de arena y escoria.

Aun dejándonos en el tintero comentarios sobre los inquietantes relatos La chica aflautada y Pequeñas ofrendas, la dureza de Respuesta evolutiva o el misticismo de El pasho, no podemos terminar sin destacar también Seres de arena y escoria, donde el Bacigalupi más crudo y pesimista nos abate con un relato ambientado en un futuro lejano en el que, debido a las condiciones extremas, la humanidad ha evolucionado hasta el punto de no necesitar oxígeno para vivir y regenerar miembros amputados.

A través de su pluma, Bacigalupi nos advierte sobre nuestro futuro y las consecuencias que podrían tener algunas tendencias que asoman tímidamente la cabeza en la actualidad. En definitiva, los lectores que disfrutaron con La chica mecánica encontrarán en este volumen la misma voz y, en muchos casos, la misma complejidad pero en dosis más pequeñas. En cambio, aquellos que no lo hicieron pero sí les gusto El cementerio de barcos se enfrentarán a una lectura más accidentada, ya que algunos relatos son mucho más exigentes que otros. En cualquier caso, e incluso para neófitos de Bacigalupi, estamos ante una antología altamente recomendable de un autor que se maneja muy bien en las distancias cortas. La traducción corre a cargo del reconocido traductor de fantasía y ciencia-ficción Manuel de los Reyes, voz en castellano del autor estadounidense al haberse encargado de las traducciones de La chica mecánica y El cementerio de barcos. Algo necesario y que se hace evidente a medida que el lector va desgranando la complicada terminología presente en los relatos y que Bacigalupi arroja a los lectores sin ningún tipo de pudor ni remordimientos.

Sinopsis

La bomba número seis y otros relatos

Recopilación de once relatos de ciencia ficción con fuerte componente social y medioambiental. Bacigalupi explora con su inventiva documentada y una crudeza absorbente las posibles consecuencias de las cruciales decisiones a las que se enfrenta la humanidad en nuestros tiempos.

Inicia sesión y deja un comentario

2 Responses to “La bomba número seis y otros relatos, de Paolo Bacigalupi”

  1. Athena Rodriguez dice:

    Qué ganas de leerlo :OOO A mí me encantó La chica mecánica :3

    Gracias por la reseña, ¡saludos!